Anuncios
       
       

El aplazamiento hasta nuevo aviso de la anunciada reapertura de los pasos fronterizos terrestres de Chacalluta, Aguas Negras, Pino Hachado, Cardenal Samoré y Dorotea, que estaba programada para este martes 4 de enero de 2022, anunció en la mañana de este jueves 30 de diciembre el ministro de Salud, Enrique Paris, quien explicó que la medida, adoptada para evitar mayores contagios con la variante Ómicron del Covid-19, será evaluada de acuerdo a criterios epidemiológicos.

Pucón y volcán Villarrica

El paso Pino Hachado se ubica en la Región de la Araucanía, al oriente de Pucón.

Solamente comenzará a operar el paso Los Libertadores, ubicado en la Región de Valparaíso, principal paso terrestre hacia y desde Argentina, que conecta con la provincia de Mendoza, en el vecino país.

Al dar cuenta de la situación sanitaria mundial a causa de la variante Ómicron, que ha llevado a un aumento de casos nuevos del 11% durante la semana del 20 al 26 de diciembre, el ministro Paris, dio a conocer nuevas medidas que tienen por objetivo proteger la salud de la población nacional.

El secretario de Estado detalló que, de acuerdo con el reporte de la Organización Mundial de la Salud (OMS), “la semana pasada se confirmaron 4,9 millones de casos en el mundo, la cifra más alta en casi siete meses. Y ayer se informó la cifra más alta por día, más de un millón de casos en un solo día”.

En ese contexto, indicó Paris, el Gobierno de Chile adoptó la decisión de postergar la reapertura de cinco pasos fronterizos terrestres que comenzarían a operar este 4 de enero.

La autoridad detalló que se trata de Chacalluta (Región de Arica y Parinacota), Aguas Negras (Región de Coquimbo), Pino Hachado (Región de La Araucanía), Cardenal Samoré (Región de Los Lagos) y Dorotea (Región de Magallanes), cuya situación será reevaluada de acuerdo a criterios sanitarios y epidemiológicos.

Según confirmó el titular de Salud, el único paso fronterizo terrestre que operará a partir del 4 de enero es Los Libertadores, emplazado en la Región de Valparaíso, el que estará bajo una estricta y permanente evaluación.

El ministro Paris señaló que en este complejo “se aumentarán las restricciones y se hará un control estricto de viajeros”, detallando que para quienes deseen ingresar al país -tal como ocurre con los turistas que ingresan por las fronteras aéreas habilitadas- “se exigirá PCR negativa 72 horas antes del viaje, se tomará PCR al ingreso al país y, además, se realizará un test de antígenos a todos los pasajeros y tripulantes de vehículos terrestres”, lo que incluye a automóviles particulares.

Paris dijo que se mantendrá, además, la exigencia de “homologación de vacunas y de un seguro médico por 30 mil dólares” con cobertura de enfermedad asociada a Covid-19.

Para quienes no cuenten con un pase de movilidad habilitado con dosis de refuerzo se hará obligatoria “una cuarentena de siete días en el lugar en el que indiquen en su declaración jurada de ingreso, lugar donde el resto de los pasajeros deberá esperar el resultado de su PCR”.

REACCIÓN DE FEDETUR

Ricardo Margulis, presidente de FEDETUR

Ricardo Margulis, presidente de la Federación de Empresas de Turismo de Chile, FEDETUR.

Tras conocer la noticia, el presidente de la Federación de Empresas de Turismo de Chile, FEDETUR, Ricardo Margulis, manifestó que la decisión del Gobierno «es otro golpe duro para el turismo nacional en plena temporada de verano» y que «reduce aún más la opción de que lleguen turistas internacionales a Chile en este período que es clave para la actividad turística».

La declaración completa de Margulis es la siguiente:

«La decisión de la autoridad sanitaria de suspender la apertura de cinco pasos fronterizos terrestres que abrirían este 4 de enero, es otro golpe duro para el turismo nacional en plena temporada de verano.

«Esto reduce aún más la opción de que lleguen turistas internacionales a Chile en este período que es clave para la actividad turística, especialmente en destinos que dependen casi exclusivamente del turismo receptivo.
«Entendemos el contexto actual ante la presencia de la variante Ómicron, pero también hay que considerar que somos el cuarto país a nivel mundial con el mayor porcentaje de población vacunada con esquema completo contra el Covid.
«Además, hay que tomar en cuenta que la apertura de fronteras terrestres no va a generar una llegada masiva de visitantes internacionales, sino que esta será acotada y paulatina.
«Lamentamos esta decisión, porque nos impide comenzar a recuperarnos tras dos años de una crisis profunda  y porque tenemos que aprender a convivir con el virus y sus variantes, ya que no es sostenible seguir afectando a sectores tan relevantes para el desarrollo social y económico de Chile, como es el turismo».
Firma: Ricardo Margulis, presidente de FEDETUR.